Características dos Gatos

El gato tiene 244 huesos y 512 músculos, lo que lo convierte en un animal muy, muy bien desarrollado. Sus capacidades físicas y los sentidos refinados y confieren les agilidad, velocidad y flexibilidad. El gato puede girar y moverse de cualquier manera, desde la cabeza hasta las patas posteriores. Puede estirar completamente el cuerpo y girar la cabeza 180 grados. Las patas delanteras están provistas de 5 dedos, mientras que las traseras tienen 4. Las características de las patas permiten al gato de piso sin hacer el menor ruido y tener un equilibrio fuera de lo común. Para no gastar innecesariamente las uñas, el gato contrae las garras.

El cuidado que un gato tiene consigo mismo es enorme. La higiene corporal es única, además de que siempre mantiene sus uñas afiladas para cualquier situación.

De una posición totalmente inmovilizada, el gato tiene la capacidad de saltar para todos lados. En altura, puede saltar hasta 5 veces su tamaño corporal, alcanzando con facilidad un salto de 2 metros. En la caída, el gato tiene la capacidad de articular su cuerpo para no sufrir con el impacto, así como alcanzar rápidamente el equilibrio, utilizando la cola.

Casi no existen obstáculos naturales para un gato. Sin embargo, este animal tiene una “falla” en sus aventuras. Es que el gato tiene una gran capacidad para subir, trepar, saltar, además de adorar a las alturas. Pero el gato tiene una terrible dificultad en bajar!

Es por eso que muchas veces es necesario auxilio humano para, por ejemplo, sacar a un gato de un árbol, el árbol esta que se sube con facilidad.

Artículos Relacionados:  La Leptospirosis en perros: diagnóstico, tratamiento y prevención

El gato tiene 30 dientes y mandíbulas fuertes. Los más importantes son los 4 caninos, que demuestran sus aires de cazador. El gato tiene más de 12 dientes incisivos y 14 molares.